lunes, 5 de enero de 2009

Benditos Reyes Magos

Amarrado al penacho de Vuestra estrella
me gustaría sobrevolar siempre,
uniendo
el tiempo y el espacio que se ha ido
con este espacio y este tiempo,
unidos
a la alegría y a la risa de los niños,
que en esa noche de sueños, sólo son
un gorrito,
una bufanda de lana, unos ojos,
sobre unos coloretes; en medio
una cereza.
Debajo, está la risa y el asombro,
y el altavoz de los gritos sobre la húmeda
barbilla.
Están fuera del cuerpo sonriendo;
botando en nuestros brazos o en los hombros.
Todo el tiempo.

¡Qué sudores, amigo!¡Que sudores!
Esto es la Cabalgata de la Noche
de Reyes:
confetti, serpentinas, música, animales
y golosinas.
Por todas partes gentes, apretujones.
trompetas, tambores, y figurantes,
tras la neblina.
Se acercan las carrozas de propaganda,
haciendo lo de siempre y en este evento,
con golosinas.
Tiran a dar los angelitos, ¡ojo!
y juzgando por sus actos, son ángeles
caídos.
Luego de la niebla sus Majestades
sentados en lo alto de una carroza
van saliendo,

Todo lleno de circo, mucho circo
plagado de colores, de luces
y purpurina.

Pero no por esto querría volar
amarrado al penacho de la estrella.
Sí querría
Porque sigo creyendo. En la magia
que encarnan los buenos y generosos
en nuestra vida.

¡Felices Reyes Magos a todos!

GatoFénix

No hay comentarios: