viernes, 14 de mayo de 2010

El día de después de la desvergüenza


http://espiritualidadypolitica.blogspot.com/search/label/Santiago%20Niño%20Becerra

- ¿Qué son, molinos o gigantes?
- Según se mire y depende de quién lo pregunte.
Verdaderamente son
molinos gigantescos, pura apariencia,
que no sirven sino como estampa.
Es economía sostenible, Plan-E
E, de estampa de folclore y pandereta
la más pura incompetencia,
incompetencia en estado puro
como un diamante en bruto, extraido
del saco de carbón de unos Reyes
que no vieron que mereciera otro regalo.
El último en la clase de la Verdad
puede trepar muy lejos.
Tan lejos...
como alcance su maldad;
Tanto, que Maquiavello
a su lado no hubiera llegado ni a pregonero
en una pedanía como el tamaño
del nombre que lleva.

Hay Papas Negros que dan yuyu.
(Ahora caigo en la designación de Toledo
cápital de uno de los Reinos de Taifas)
Absurda ubicación para un invento.

Hay personajes mesiánicos que
una y otra vez han reventado España.
Igual da blancas que negras, con estas damas
llevan siglos ganando los mismos
y somos los mismos los que perdemos.

Somos las víctimas daños colaterales.
Ahora nos llaman - ¡qué asco de lenguaje! - ciudadanía,
en vez de ciudadanos.
La comparsa necesaria
para montar la farsa.

Aún teniendo el espíritu del conejo,
Hispania, tampoco sé las vidas que le queden,
como al gato para levantar cabeza.

Nada es aleatorio ni casual,
muy al contrario,
todo es premeditado y alevosamente
ejecutado.
Igual que existe el espíritu de la golosina
o la mierda de pavo
existe el espíritu de la contradición,
o de la incoherencia.
Cantidad de espíritus que llenarían la Capilla Sixtina,
y puede que faltara sitio;
ocupantes de cuerpos
declarados sin espíritu alguno,
ambiciosos, fátuos, vacíos
y ateos,
practicantes sin embargo,
de la religión del Becerro de oro;
la del poder por el poder a través
del terror, la crueldad, la mentira y la venganza,
con el denominador común del odio y el miedo.
¡Mucho cuidado! Que los fanáticos
poseen la verdad absoluta y sus argumentarios
- elaborados por asesores expertos en márketing y psicología de grupos -
tienen todas las respuestas "políticamente correctas"
y todas las descalificaciones del enemigo.

Los de mi edad recordamos tanto...
hasta esto recordamos escrito en los muros precursores
de Facebook:
"Colabore con la policía, péguese usted mismo"


GatoFénix (Avergonzado funcionario español, en un arrebato de empacho de hartura de estar harto de darse cuenta de todo y tener que vivir en la dictadura de "los mismos perros con distinto collar" - con el collar que ahora se lleve, que puede ser distinto o no- según convenga incluso dentro de un momento)



2 comentarios:

josé javier dijo...

Preciosa queja. Menos visceral que otras veces, más graciosa, con zapato de tafilete, pero más profunda, más afilada, con más púas.

Sin nombrar diciendo, retratando sin pie de foto, aclarando sin regla ni compás, gracias José María, gracias Gatofénix, gracias mentido Juan de mis lapsus calami.

GatoFénix dijo...

Gracias, José Javier. También los lapsus calami son por algo. Ya te digo que renombrar connota afecto o insulto. En tu caso sólo hay afecto e incluso aporta una nueva faceta de la realidad.
Un abrazo.