lunes, 4 de junio de 2012

Whiskey lullaby



Especialmente nostálgico e ignorante;
envuelto en el celofán
de una gamuza de fieltro azul real;
sediento de paz, escucho esta canción.
Se la debo a un lector asiduo a este blog , Dada..
Nada une como la música sin palabras.
Un espacio silente en el que sólo movemos
la punta del zapato siguiendo el ritmo;
o el oscilante péndulo del cuerpo
inconsciente y sabio, aunque ignorante.
Tremendamente ignorante
que no alcanza de percibir
las cosas..
¡Va por ti! Dada (Gracias)

© GatoFénix 

No hay comentarios: